🚨 Alerta: Nueva Ley de Ciudadanía Italiana 2023: ¿Qué Implica para los Italianos en el Extranjero?

Si tienes ascendencia italiana y estás interesado en obtener la ciudadanía italiana, hay noticias importantes que debes conocer. El proyecto de Ley fue presentado por el diputado de derecha Roberto Menia y plantea serios cambios que restringirían el acceso a la ciudadanía italiana y podrían afectar a los descendientes de italianos que desean obtenerla.

En este artículo, exploraremos en detalle las implicaciones de esta iniciativa para los descendientes de italianos en todo el mundo y cómo afectaría el proceso de obtener la ciudadanía italiana.

Los Puntos de la Propuesta del Gobierno

Antes de sumergirnos en el análisis del punto crucial para los descendientes de italianos, repasemos brevemente los tres puntos principales de la propuesta gubernamental:

  1. Voto electrónico para ciudadanos italianos residentes en el exterior.
  2. Facilidades para recuperar la ciudadanía para aquellos italianos que se naturalizaron en otro país y la perdieron.
  3. Nuevos requisitos para los descendientes de italianos que buscan obtener la ciudadanía italiana por reconstrucción genealógica.

Nuevas Reglas de Ciudadanía y Conocimiento del Idioma Italiano

Enfocándonos en el tercer punto de la propuesta, es crucial entender los nuevos requisitos que se están proponiendo para los descendientes de italianos que deseen obtener la ciudadanía italiana a través de la reconstrucción genealógica. Los tres requisitos principales son:

  1. Ser descendiente de italianos hasta la tercera generación: Esto significa que aquellos con bisabuelos o tatarabuelos italianos quedarían excluidos de este proceso, lo que podría afectar a un gran número de solicitantes potenciales.
  2. Contar con un diploma de lengua italiana de nivel B1: Este requisito demuestra que los solicitantes deben tener un nivel intermedio de competencia en el idioma italiano, lo que puede ser un desafío para aquellos que no han tenido la oportunidad de aprenderlo previamente.
  3. Residir en Italia durante al menos un año antes de presentar la solicitud de ciudadanía: Esta disposición podría disuadir a muchos descendientes que no tienen conexión actual con Italia o que no pueden comprometerse a vivir allí durante un año antes de iniciar el proceso de ciudadanía.

El proyecto de ley presentado por el senador de FdI, Roberto Menia, tiene como objetivo establecer que la ciudadanía italiana pueda tener origen en los ascendientes nacidos o residentes en Italia, así como en los ciudadanos de nacimiento hasta el tercer grado (bisnietos).

Sin embargo, a partir del tercer grado en adelante (tataranietos), el descendiente italiano que desee ser reconocido como ciudadano italiano deberá residir un año en Italia y acreditar el conocimiento del idioma italiano a nivel B1.

Además, se propone que el solicitante de primer a tercer grado de cosanguinidad también deberá demostrar el conocimiento del idioma italiano a nivel B1.

Estas medidas, según el senador Menia, buscan “restablecer normas que reconozcan y valoren la identidad y la conciencia de la italianidad, honrando así el trabajo realizado por Mirko Tremaglia, considerado el padre de la ley para el voto de los italianos en el exterior”.

La necesidad de Regular el Proceso de Ciudadanía

El senador Menia resalta la necesidad de abordar las solicitudes de ciudadanía por parte de los descendientes italianos en los consulados, haciendo referencia a aquellos que han creado un “mercado” en torno a este tema.

La propuesta pretende poner fin a un mercado indeseable de ciudadanías y pasaportes, y se presenta como una medida que busca restaurar la legalidad y la justicia. Al establecer requisitos más estrictos para obtener la ciudadanía italiana, se busca evitar abusos y garantizar la autenticidad de los vínculos con Italia.

¿Qué Implica para los Italianos en el Extranjero?

Esta propuesta de ley, presentada por el senador Roberto Menia, busca fortalecer los requisitos para obtener la ciudadanía italiana para los descendientes. Uno de los principales cambios es la exigencia del conocimiento del idioma italiano a nivel B1 por parte de los solicitantes. Esta medida puede representar un desafío para aquellos que no han tenido la oportunidad de aprender el idioma previamente.

Para aquellos que son descendientes de italianos hasta el tercer grado (bisnietos), la propuesta no requeriría residir en Italia ni acreditar un nivel B1 de italiano. Sin embargo, para los descendientes a partir del cuarto grado (tataranietos), el proceso se complicaría al tener que residir un año en Italia y cumplir con el requisito lingüístico.

¿Cómo Impactaría en la Herencia Cultural Italiana?

El debate en torno a estas propuestas es importante, ya que podría tener implicaciones significativas en la preservación de la herencia cultural italiana en todo el mundo. Al establecer requisitos más rigurosos para obtener la ciudadanía, se podría limitar el acceso a la ciudadanía italiana para muchos descendientes que desean conectarse con sus raíces italianas.

La propuesta también plantea la cuestión de cómo se determina la identidad italiana en la diáspora. Muchos descendientes italianos tienen una conexión emocional y cultural con Italia, aunque no hablen el idioma o no hayan residido en el país. Evaluar el nivel de italianidad en base a requisitos lingüísticos y de residencia puede ser motivo de controversia.

Qué pasará a partir de ahora?

El proceso legislativo continuará su curso, y será importante estar atentos a las decisiones que se tomen. Mientras tanto, aquellos interesados en obtener la ciudadanía italiana deben mantenerse informados y buscar asesoramiento para entender cómo estas propuestas podrían afectar su situación personal.

Posibles Impactos de la Propuesta

La aprobación de estos nuevos requisitos podría tener diversos impactos en aquellos que buscan obtener la ciudadanía italiana:

  1. Reducción en el número de solicitudes: La exigencia de residir en Italia durante un año y contar con un nivel B1 de italiano podría desalentar a muchos descendientes de italianos, lo que llevaría a una reducción significativa en el número de solicitudes.
  2. Exclusión de descendientes de la 4ta y 5ta generación: Al limitar la elegibilidad hasta la tercera generación, aquellos con bisabuelos o tatarabuelos italianos quedarían excluidos del proceso, afectando a una gran cantidad de solicitantes potenciales.
  3. Congestión en los trámites: Si la ley se aprueba, es probable que las instituciones encargadas de los trámites de ciudadanía enfrenten una mayor demanda inicial debido a las personas que quieren evitar los nuevos requisitos, lo que podría generar retrasos en los procesos.

Descarga el texto completo del proyecto de Ley en formato PDF

Si tienes ascendencia italiana y estás interesado en obtener la ciudadanía, es importante que estés informado sobre los cambios propuestos y sus posibles efectos. Mantente actualizado sobre el desarrollo de esta propuesta y considera consultar con expertos en el tema para tomar decisiones informadas sobre tu proceso de ciudadanía italiana.

En CiudadaníaItaliana.com.ar estaremos atentos a las novedades y te brindaremos la información más actualizada para que puedas tomar decisiones fundamentadas en tu proceso de ciudadanía italiana. ¡Mantente informado y prepárate para cualquier escenario!

Más información sobre Ciudadanía Italiana que te puede interesar